FeaturedFinanzas personalesNegociosPortada

6 pretextos que te impiden ahorrar

Como de seguro sabes, ahorrar no es una labor muy fácil, ya que esto va de la mano a una impecable disciplina financiera, orden, buena voluntad y en muchas ocasiones grandes sacrificios. Pero, el resultado de esta difícil tarea te dejará un sabor de satisfacción inmenso, producto de haber alcanzado tus metas financieras.

El primer paso para lograr tus objetivos en cuanto al ahorro es la decisión y sobre todo -aún más importante- evadir aquellas comunes excusas que te impiden ahorrar adecuadamente, y en mucho casos obviar tal provechosa acción. Así que si el desarrollo de tus metas, de tu vida en sí depende de ese ahorro que has postergado por tanto tiempo, es hora que dejes a un lado aquellos pretextos que te alejan de atesorar una parte de tus ingresos, y para ello aquí te detallo “las 6 excusas que definitivamente debes obviar”:

1. “No puedo ahorrar ahora mismo”

Quizás te sientas cómodo tomando formulando una serie de excusas que te convierten cada vez más en una persona incapaz de iniciar el ahorro. Opta por no quedarte estancando en “las razones de por qué no puedes ahorrar”, el primer paso es que cambies esa mentalidad, elimines esos pretextos que no son más que obstáculos, y comiences a a construir una actitud de ahorro ante todo.

2. “Ahorraré luego”

Te sonará familiar: “Cuando salde algunas deudas”, “Cuando cambie a un empleo mejor”, “El próximo año comienzo a ahorrar”, en fin un sinnúmero de excusas que se encargan de postergar aún más tu iniciativa de ahorro. Dejar el ahorro para más tarde no debe ser la primera opción.

3. “Mis ingresos no me permiten ahorrar

Lo más probable es que si tus ingresos son pocos creas que no puedes ahorrar debido a que el alto costo de la vida surge como un impedimento. Pero ¡No!, igual puedes ahorrar, aunque sea poco a poco verás que tendrás grandes resultados que te sorprenderás, es cuestión de organización, disciplina y perseverancia.

4. “¿Y mis antojitos y gustitos?”

Los gustos y antojos no son una necesidad, hasta que no aprendas eso, no ahorrarás ni un solo peso. Estos resultan otros pretextos muy comunes que impiden destinar tus ingresos hacia el ahorro. Lo ideal es que encuentres un punto medio donde puedas darte ciertos gustos moderados sin salirte del prepuesto y sin dejar a un lado los ahorros.

5. “Debo vivir como un rey”

¡Hay que ahorrar para un futuro!, no debes gastar todo en un presente por el simple hecho de que “trabajas mucho” y mereces “vivir como un rey”. Esas son otras excusas, pero ¿y el futuro qué?, también hay que pensar que no todo será color de rosa siempre por más extraordinario que sea tu ingreso, eso debes construirlo a base de disciplina y sacrificios y sobre todo ¡AHORRO!.

6. “El alto costo de la vida no me permite ahorrar”

La vida es cada segundo más cara, eso lo sabes, pero si te basas en eso nunca empezarás a cultivar tu fortuna y seguridad a base de ahorros, ya que sólo te quejas y eres pesimista por una determinada situación actual de tu país. Deja todo eso a un lado, y empieza la acción del ahorro ¡ahora!.

You may also like

Comments are closed.

More in Featured