LocalNoticiasPortada

Aprovechando el monumento forastero de la Plaza de la Bandera…

“Aprovechar la fiebre de la instalación monumento forastero de la Plaza de la Bandera para aprender cosas nuevas”

Luego de que se esparciera la noticia de que República Dominicana -al igual que otros países- tendrá su propia Torre Eiffel –la cual fue instalada en una simbólica y patriótica zona de la ciudad de Santo Domingo, en la Plaza de la Bandera, ubicada en Santo Domingo Oeste- se desató una gran ola de comentarios negativos que invaden las redes sociales, donde un sinnúmero de ciudadanos expresan su indignación ante tal iniciativa que es considerada como una “estupidez”.

Hoy, la fiebre de los comentarios ha cesado un poco, pero aún sigue latente el enojo que provoca la instalación de monumento forastero en una zona tan patriótica que se supone debe únicamente ensalzar nuestro nacionalismo con el ondeado de nuestra bandera tricolor.

digo:Cultura>> El patriotismo dominicano: un sentimiento en extinción

Entonces, nos preguntamos ¿resulta esto contradictorio? ¿Podrá anularse la instalación definitiva? Esto no lo sabemos, lo que sí debemos conocer al menos es la historia y procedencia de este símbolo extranjero que pronto será inaugurado:

Un pedazo de París en la Plaza de la Bandera

Algunos datos que debes conocer:

-Fue abierta al público en 6 de mayo del año 1889.

-Fue construida para ser el centro de atención y a la vez el arco de entrada en la Exposición Universal de París de 1889, la celebración del  centenario de la Revolución francesa.

-Hay más de 20 réplicas de la Torre Eiffel en todo el mundo.

-Es el monumento más visitado del mundo.

-Durante más de cuatro décadas, la Torre Eiffel fue la edificación más alta del mundo, hasta que se inauguró el Chrysler Building -ubicado en Nueva York- en el año 1930.

-Los franceses le llaman la Dama de Hierro.

-El nombre de la torre fue inspirado en el apellido de quien estuvo a cargo de la construcción de la misma, el ingeniero -especialista en estructuras metálicas- francés Alexandre Gustave Eiffel.

You may also like

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

More in Local